martes, 13 de marzo de 2012

El hombre más alto del mundo

Sultan Kosen, de 2,51 metros de estatura, sufre de acromegalia, un trastorno que puede llevar al gigantismo. Profesionales del Centro Médico de la Universidad de Virginia aplicaron un novedoso método para enfrentar el problema. Kosen, quien figura en el Libro Guinness de los Récords como el hombre más alto del mundo, se somete desde 2010 a un tratamiento dirigido por la endocrinóloga Mary Lee Vance, de la universidad ubicada en Charlottsville, Virginia. El hombre sufre de acromegalia, un trastorno causado habitualmente por un tumor en la glándula pituitaria que exacerba la producción de la hormona del crecimiento y que puede llevar al gigantismo si el trastorno ocurre antes de la pubertad. La condición puede causar una amplia gama de problemas de salud. "Su esqueleto, sencillamente, no puede sostenerlo", explicó Vance, quien puso a Kosen bajo tratamiento con un nuevo medicamento que podría controlar la producción de la hormona del crecimiento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario