lunes, 10 de septiembre de 2012

Russell Crowe dejó de bañarse

El divo de Hollywood ya no cuida su higiene personal y en el set de filmación nadie lo quiere cerca.Hacer dietas extremas para perder peso, someterse a cambios de look o entrenar muy duro para ganar músculos son sólo algunas de las cosas que suelen hacer las estrellas de Hollywood al momento de encarar desafíos cinematográficos pero Russel Crowe parece haber cruzado el límite del buen gusto ya que para su papel en Noah (Noé) optó por dejar de bañarse.Según informó la prensa norteamericana, el artista no sólo se alejó del agua y el jabón sino que además se niega terminantemente a utilizar cualquier tipo de perfume o desodorante argumentando que quiere que su personaje sea lo más creíble posible.

No hay comentarios:

Publicar un comentario